El masaje Shantala es una técnica que se comenzó a utilizar en la India para eliminar el estrés de los niños. Todo comenzó a partir de las experiencias de una mujer india que le daba masajes a su hijo y veía como quedaba mucho más aliviado y tranquilo.

Si aún no conoces lo que es este masaje, no te pierdas este artículo que hemos preparado en el que te contamos cuáles son las técnicas a seguir.

 

El masaje Shantala paso a paso

  • Pon al niño boca arriba y coloca tus manos en su pecho. Sin presionar, mueve las manos en direcciones opuestas y vuelve a conectarlas acariciándole suavemente. Haz este movimiento circular de forma continuada durante unos minutos.
  • Poco a poco, sigue bajando con movimientos rítmicos y lentos, alternando las manos. Realiza movimientos transversales por todo el cuerpo del niño.

  • Pon al niño de costado, si se trata de un bebé recién nacido ten mucho cuidado y sostenlo bien por seguridad. Con movimientos circulares, masajea desde el hombro hasta el codo, cubriéndolo con toda la palma de la mano.
  • En la misma postura podemos hacer diferentes tipos de rotación, empezando primero por un brazo y después por el otro. Debemos usar las dos manos para realizar el masaje correctamente.
  • Mientras el bebé esté boca arriba cógelo de la mano, y con los pulgares haz movimientos circulares en su palma de forma suave.

  • Ahora haremos un masaje de pies. Pasa las palmas de las manos por la pierna desde su cadera hasta el pie y repite posteriormente con la otra pierna. La pierna debe estar un poco arqueada para cubrir cómodamente toda la superficie del pie.

  • Aplicaremos otra técnica de masaje haciendo un leve gesto de giro con los pulgares, moviendo nuestros dedos de arriba a abajo.
  • Cuando masajeemos los pies debemos tener en cuenta que la técnica es la misma que en las manos. Debemos comenzar el masaje desde el talón, moviéndonos gradualmente hacia los dedos de los pies. En la planta de las manos y los pies hay muchos receptores de sensibilidad, por lo que el niño disfrutará del masaje y le ayudaremos a preparar sus piernas para cuando comience a caminar.

  • Coloca al niño o bebé boca abajo para empezar a hacer un masaje en la espalda. Usando este tipo de método desarrollaremos el sistema nervioso y motor del niño. Igual que en el pecho, haremos movimientos circulares haciendo pequeños estiramientos desde el centro hacia los lados. Debemos hacer esto con ambas manos y después, de forma alterna, con la mano izquierda y luego con la derecha. Finalmente, haz como un pequeño camino alrededor de la columna vertebral, desde la nuca hasta la pelvis.
  • Dibuja una línea diagonal a lo largo de la espalda, y mediante movimientos circulares con la palma de las manos, masajea desde la escápula izquierda hasta el muslo derecho. Cuando termines uno de los lados comienza con el otro. Una vez hecho, pasa a hacer nuevos movimientos circulares desde la cabeza hasta los talones y de los talones a la cabeza.

  • Ahora masajea la cara del bebé. El masaje se realiza solo con la yema del dedo pulgar o índice. Comienza desde la mitad de la frente y vete moviendo poco a poco hacia las sienes.
  • Ahora, desde el mismo punto central, mueve tus dedos hacia cada lado de la nariz, llegando al labio superior y a las mejillas. Debes hacerlo con las dos manos a la vez.
  • Para terminar masajea sus labios suavemente con los dedos, dibujando círculos o semicírculos. Comienza con el labio superior hasta el mentón y después en dirección opuesta.